Le preguntamos que lo motivó a participar y nos contó que «a pesar de estar en plena pandemia, el costo de alquiler y los gastos de siempre siguen estando y quería colaborar con mis viejos, o aunque sea poder pagar mis propias cosas sin ser una carga demasiado grande. Entonces surgió la charla con mi hermana, que ya está en el programa hace bastante, y me animé a acercarme a la oficina de empleo.»

En cuanto a su experiencia, nos comentó: «respecto a cómo me siento, pues muy bien, la verdad. Me siento productivo, aprendo muchísimas cosas día a día en el lugar donde estoy trabajando y me tratan muy bien.»

Santiago comenzó su participación en diciembre y terminará en mayo. Además de la experiencia laboral, recibe un incentivo económico por intermedio de la Oficina de Empleo, proveniente del MTEySS.