En esta oportunidad, de los materiales que se comercializan, los trabajadores del lugar informaron que la venta fue de:

  • 3100 kg cartón (38 fardos)
  • Cristal (14 Fardos)
  • Soplado ( 11 Fardos)
  • Latas (12 Fardos)
  • Verde (13 Fardos)
  • Bazar (14 Fardos)
  • 9020 kg chatarras
  • 440 kg lona
  • 300 kg de metal sucio
  • 40 unidades de baterias chicas
  • 38 unidades de latas
  • 50 unidades de Bronce
  • 5080 unidades de botellones
  • 1542 unidades tomateras

Dichos elementos se han recuperado gracias al trabajo ininterrumpido a pesar de la cuarentena, que se realiza  el personal en la Planta de reciclados y principalmente con la colaboración de todos los vecinos, que separan correctamente los residuos en su casa y respetan los días y horarios de recolección para cada tipo.

Vista previa de imagen

Sobre lo antes mencionado, el director Mauro Enrique comentó: “debido a las medidas de prevención relacionadas al coronavirus, la entrega de cheques como en la anterior oportunidad se ha realizado de forma individual a cada uno de los integrantes de la planta que rondan entre los $17.900,00 y $8.500,00 según el presentiSmo correspondiente a cada uno ” y agregó “como recordamos siempre es fundamental que todos los vecinos separen los residuos correctamente para que la actividad en la planta de clasificación siga creciendo, y se pueda aprovechar de esta manera todo lo que llega, logrando que se conviertan en recursos y no en basura”.

Los días: domingos, martes y jueves  se efectúa la recolección de los desperdicios orgánicos mientras que lunes, miércoles y viernes la de basura inorgánica.

En cuanto al proceso, Enrique aclaró que una vez que se separa el material, se lo prensa y se hacen fardos para luego poder cargarlos y trasportarlos a diversos destinos para ser comercializados convirtiendo de esta manera la basura en materiales reciclados.