Entre los elementos comercializados se encontraban metales sucios, tergopol, chatarra suelta, papel, vidrio, cartón, latitas de aluminio, entre otros.
Dichos materiales fueron recuperados gracias al trabajo ininterrumpido que realiza el personal de la planta de reciclado, y a la colaboración de los vecinos que separan correctamente los residuos y respetan los días de recolección para cada tipo, que son los siguientes:

-Orgánicos: domingos, martes y jueves.
-Inorgánicos: lunes, miércoles y viernes.