El bloque votó por la negativa del mismo ya que dicha ordenanza no se encuentran fundamentos lógicos.
«Dentro de los tributos tenemos tasa que la determina el mismo municipio de acuerdo a las políticas pensadas, programadas y diseñadas, algo de lo que carece el artículo 5 de la presente ordenanza, se establece un aumento del 100% de la Tasa de Servicio Sanitario para un consumo de 0 hasta 36 m3, pero no se hace una proyección de cuánto será el total de lo recaudado y en qué se podrá invertir, o al revés, no se establece un precio acorde a la política futura a desarrollar en materia hídrica.
Si bien los concejales oficialistas han defendido este tarifazo, no lograron poder determinar el porqué del aumento y por qué no, gestionar obras que mejoren la calidad de vida de los mariagrandenses y no sean nuestros vecinos quienes deban pagar el costo de una falta de gestión» sostuvo la concejal Sacks.
Así mismo agregó «Estamos en emergencia económica y todavía se pretende que el contribuyente se haga cargo de pagar un desmedido aumento de un servicio que es necesario para vivir.
No obstante la ordenanza deja en claro que el que más consume se ve menos afectado en el porcentaje de aumento, cuando todos los ciudadanos debemos pagar un aumento del 100%, el que consume más solo se verá afectado en un 39 o 40%.
Contradictoriamente, ante las políticas de este gobierno de Cambiemos dónde se llamó a una moratoria para que los vecinos y vecinas se pongan al día con sus tributos y mejorar la dinámica de invitar al contribuyente a participar y comprometerse con el pago del mismo, a fin de año le viene un tarifazo que no se ha visto en ningún gobierno de la zona.»
«Esto deja en claro la falta de un objetivo para gobernar, y nosotros como Concejales representantes del pueblo, no vamos a acompañar una ordenanza dónde el menos beneficiado es el pueblo, el mismo que los eligió el pasado octubre de 2019» concluyó el dictamen del bloque.