“El objetivo de esta medida dispuesta en las últimas horas por el ministro Daniel Arroyo es acortar los plazos de carga, que se realizaba los terceros viernes de cada mes, y ayudar a las familias más vulnerables en este momento”, explicó la ministra de Desarrollo Social,Marisa Paira.

Los miércoles se acreditará el dinero para que las personas que recibieron la Tarjeta Alimentar puedan comprar frutas, verduras, lácteos y carne, excepto bebidas alcohólicas. Esta medida regirá mientras se extienda la emergencia sanitaria por el Coronavirus.

La tarjeta Alimentar está destinada a madres y padres con hijos o hijas de hasta 6 años que reciben la Asignación Universal por Hijo (AUH); embarazadas a partir de los tres meses que cobran la Asignación por Embarazo; y personas con discapacidad que reciben la AUH.