En ese marco, contó que la señora fue tratada con «una droga experimental llamada Hidroxicloroquina junto con Azitromicina, que es un antibiótico. De ahí en adelante cambió totalmente el panorama y el domingo por la noche nos avisaron que se estaba recuperando muy bien. A ella y a mi hermano los derivaron a mi domicilio».

Detalló que a la paciente el sábado 21 de marzo le hicieron hisopado. «El jueves 26 se tuvo el resultado. El otro hisopado se hizo el domingo a la noche. Es una contraprueba. El lunes a primera hora me avisaron que dio negativo. Y del lunes para el martes me informaron que también dio negativa la segunda contraprueba».

Pereyra refirió que «el viernes se empezó a usar esta droga experimental, cuya contraindicación es que puede provocar arritmia y que no se puede usar en forma prolongada, porque puede ser perjudicial. Hoy ya se la cortan y está sin antibióticos».

«Científicamente, el jueves le dio positivo. El viernes empezamos con esta droga que usualmente se usa para combatir el paludismo y el domingo le dio negativo», subrayó.

«Lo que vemos es que este medicamento la pudo haber curado. Las dos contrapruebas obligatorias por protocolo le dieron negativo», expresó.

Asimismo, confirmó que «neumonólogos de Paraná están estudiando el caso de mi madre y la utilización de la droga para después bajarla al resto de la sociedad».

Los pasos judiciales
Tras detallar pormenorizadamente todos los pasos que siguieron desde que en Nogoyá le habían diagnosticado a su madre infección urinaria, Pereyra manifestó que cuando su madre empezó a tener tos y seguía con fiebre la trasladaron al Sanatorio La Entrerriana. «Todas las personas que habían estado con nosotros fueron puestas en cuarentena», comentó, al tiempo que manifestó que «ninguno tuvo síntomas. A mi hermano y a mí también nos confirmaron que no tenemos coronavirus», puesto que los análisis que les realizaron dieron negativo.

«Actuamos de buena fe. No se puede jugar con la salud pública. Atacaron a instituciones y hacen que la gente desconfíe, cuando se actuó de acuerdo a la ley», manifestó Pereyra al dar cuenta de que la Justicia Federal se encuentra investigando el origen de los audios y la información falsa que circuló en torno a este caso. «Son irresponsables que generan pánico y paranoia en la población», cuestionó. Elonce.com