Se denomina rótulo a toda inscripción, leyenda, imagen o toda materia descriptiva o gráfica que se haya escrito, impreso, estarcido, marcado, marcado en relieve o huecograbado o adherido al envase del alimento.

El rotulado tiene por objeto suministrar al consumidor información sobre características particulares de los alimentos, su forma de preparación, manipulación y conservación, su contenido y sus propiedades nutricionales.

El mismo debe presentar obligatoriamente la siguiente información:

  • Denominación de venta del alimento.
  • Lista de ingredientes.
  • Contenidos netos.
  • Identificación del origen.
  • Nombre o razón social y dirección del importador, cuando corresponda.
  • Identificación del lote.
  • Fecha de duración.
  • Preparación e instrucciones de uso del alimento, cuando corresponda.
  • Tabla nutricional.

Recordamos que la función principal de las etiquetas es comunicar los derechos a los consumidores de los alimentos y debe realizarse exclusivamente en los lugares de fabricación o envasado respetando las normas e incluyendo la información pertinente.

Por lo antes expuesto solicitamos a los consumidores que de notar que no se cumple en los comercios locales con las obligaciones, tanto en producto de marcas establecidas como en aquellos fraccionados en el lugar, se realice la denuncia correspondiente.