Sol Pérez hizo una autocrítica respecto de sus malas experiencias amorosas

Sol Pérez habló de su desencanto con Exequiel Palacios: "Confié en él, pero se fue rápido el cariño", dijo. "Le pifio siempre porque no le dedico tiempo a conocer gente. Entonces me pasan estas cosas", reflexionó.

Sol Pérez reconoció que en Instagram “de vez en cuando, leo los mensajes que me mandan por privado y me río. Me llegan propuestas interesantes. De hecho, empecé hablando por Instagram con las últimas personas con las que salí. Es una herramienta de conquista”.

En diálogo con El Show del Espectáculo, el programa de Ulises Jaitt por Radio Urbana, la panelista de Los Especialistas del Show hizo catarsis de su accidentado romance con el mediocampista de River, Exequiel Palacios: “Podría decir un montón de Ezequiel Palacios, pero cuando él se empezó a meter en mi vida privada, en mi laburo, ya no me gustó demasiado. Yo elijo no hablar de mi vida privada y creo que hago bien, después de lo que me acabo de enterar de sorpresa. Por más que es verdad o mentira, para mi no está bueno que en el programa en el que trabajo me digan ‘¿Sabés que el pibe con el que salís o estás conociendo tiene amante, mujer?’. Es como raro”.

Luego, Sol explicó qué fue lo que le molestó del escándalo: “No me gustó todo este quilombo, que se meta en mi laburo. De él no me molestó nada. Cuando se armó todo este lío decidí correrme”.
Cuando el periodista le preguntó por la charla íntima que tuvo con su -ahora- ex, mostró su desencanto: “Lo aprecié porque al compartir momentos con una persona uno se llega a encariñar. No sé si llegué a quererlo, porque eso es un montón. Pero sí le tuve aprecio porque es una persona en la que confié, cuando hay mucha intensidad en algo, por más que sea corto o largo, una un poco se encariña. ¡Pero se me fue el cariño rápido igual!”.

Por otra parte, Sol reveló otra insólita anécdota que tuvo con otro candidato este fin de semana: “Me vino a buscar un chico al boliche en el que yo estaba, pero tenía marcas de lapiz labial. Se ve que ya se lo habían chapado. Me dijo que no lo besaron, pero le respondí que tenía brillos hasta en los dientes. Igual, me causó gracia porque es un pibe que me cae re bien. Mientras no haya sentimientos involucrados, me divierte”.

Al final, Sol Pérez hizo una autocrítica respecto de sus malas experiencias amorosas: “Le pifio siempre porque no le dedico tiempo a conocer gente. Entonces me pasan estas cosas”.

Fuente: Ciudad