Los nombres de sus hijos, una flor de loto, un tribal, frases significativas y la palabra «pasión» en la cola son tan solo algunos de los tatuajes que Florencia Peña (44) estampó en su piel.

«Mi último tatuaje fue en los glúteos, ahora vamos por más», anticipaba la actriz en septiembre de 2018, dando cuenta de que los diseños seguirían recorriendo su cuerpo. Y así fue.

Antes del arranque de 2019, Peña pasó por el tatuador y sumó más de un diseño, pero hizo foco en uno de ellos. «El Ave Fénix. El símbolo de mi vida», escribió, junto a la foto del tatuaje, hecho en Amercian Tattoo.

La figura de Ave Fénix expresa la capacidad de un ave de renacer de sus propias cenizas. También simboliza la resiliencia del ser humano, el poder y la sabiduría.

Fuente: Ciudad